París: las mejores tiendas vintage


En una ciudad como París, que desde siempre lleva un alma retro, las tiendas vintage florecen como margaritas sobre una blusa del la década del ’70. Mientras pasean por los distritos y las galerías cubiertas donde se respira un aire de un tiempo pasado podréis descubrir el verdadero encanto de la ciudad. ¿Entonces, entre un macaron de frambuesa y un mercadillo de libros, donde se encuentran las mejores gangas de ropa de época?
En primer lugar, los franceses tienen un nombre hecho a medida para cualquier cosa: por ejemplo las tiendas de segunda mano, que se encuentran en todos los barrios citadinos, se llaman “fripe” o “friperie”. Nosotros hemos seleccionado las mejores y más curiosas para que puedan volver a casa con una maleta llena de cosas chic y de época.

Kilo Shop Marais (69-71 rue de la Verrerie, 75004).
300 gramos de jeans y medio kilo de camisetas floreadas. Llenen las bolsas, pesen todo y ya está, el precio depende del peso. Hay objetos, trajes y pantalones de todo tipo. Sólo hay que tener cuidado con las etiquetas, porque unas cosas tienen precios fijos y no están incluidas en la compra por peso.

Mam’zelle Swing (35 bis Rue du Roi de Sicile, 75004).
Paseando por Marais es imposible que pase desapercibida una pequeña tienda con un escaparate brillante con colores que recuerdan a los pintalabios de la década del ’20. Aquí pueden encontrar moda y ropa que va desde ese período rugiente hasta la década del ’60. Vestidos bon ton y accesorios chic. Una maravilla para los ojos – y un poco menos para la cartera – de los apasionados de este estilo.

L’Objet qui Parle (86 Rue des Martyrs, 75018).
¿Quién dijo que las compras vintage son únicamente de ropa? En esta tienda, situada entre las calles de la fascinante Montmartre, hay que tener tiempo y paciencia porqué es el clásico lugar en el cual pueden descubrir cosas preciosas entre una multitud de piezas deslucidas, baratijas y pequeñeces. Pero justo adentro de ese azucarero pavoroso, quizás se esconde un espejo raído en el que un día se reflejó una joven Brigitte Bardot.

Ragtime (23 Rue de l’Échaudé, 75006).
No se dejen engañar por la fachada descuidada del escaparate. Detrás de esa puerta, en St. Germain de Prés, hay un verdadero tesoro. La dueña de casa se llama Françoise Augeut y colecciona piezas de arte… en tejido. Aquí pueden encontrar desde piezas de alta moda o envolverse en un foulard de pura seda, dejándose mimar por la historia que lleva detrás. Un traje de Christian Dior no tiene el mismo precio que una camiseta de un mercadillo, pero sin duda será la pieza más memorable de sus armarios.

Mad Vintage (tiene varios puntos de venta, los mejores son los que se encuentran en 66 Rue Saint-Denis, y en 139 Rue Saint-Martin).
Aquí no encontrarán vestidos al ruedo. Si para ustedes ropa de época significa exponerse a los coloridos años ’80 y animarse con abrigos de piel sintética y shorts brillantes, en este enorme almacén pueden hallar lo que están buscando. Los precios son bajos, la mayoría de la ropa cuesta alrededor de 15 euros. Si no tienen problema en ponerse zapatillas de deporte de segunda mano, aquí encontrarán de la marca All Star con dibujos retro. Y tal vez las pueden combinarlas con un par de vaqueros ajustados, aunque hoy en día están tan de moda que parecen más modernos que vintage.